En los últimos años el ransomware (secuestro de datos) se ha convertido en uno de los incidentes de ciberseguridad que más afectan y preocupan a las empresas, independientemente de su

Share