';
side-area-logo
Superar “el momento del entrevistador entrevistado” para no dejar escapar talento.
Las nuevas generaciones tienen a su disposición múltiples herramientas de información, acuden a las entrevistas con un gran conocimiento de la empresa (LinkedIn, Google, Instagram, Facebook…), y no dudan en plantear preguntas y expectativas que pueden exponer a más de un entrevistador durante el proceso de entrevista.
Los talentos Millennial (Y) y Centennial (Z) demandan comunicación, una cultura corporativa que les permita alcanzar su máximo potencial, y que su función tenga un impacto dentro de su empresa y de su entorno.
En este escenario, los entrevistadores se encuentran cada vez más “entrevistados” por los candidatos.
Pero como superar “el momento del entrevistador entrevistado” y no dejar escapar talento. Aqui te dejamos 3 aspectos importantes a la hora de entrevistar que pueden ser de mucha ayuda.
1. La percepción de tu marca…

El proceso de selección comienza mucho antes de la entrevista. Internet y las redes sociales han permitido que los candidatos estén familiarizados con la historia, los servicios y últimos acontecimientos de la organización antes incluso de que se inscriban al puesto. Es por ello que la imagen corporativa tendrá un gran impacto en las expectativas de los candidatos acerca del proceso de entrevista. Ya no se trata de “Descubrir” al nuevo gran empleado. Se debe lograr que los candidatos “nos descubran”. Mostrarnos para que ellos nos vean y quieran saber de nosotros y sus posibilidades de iniciar un camino profesional juntos, lo que en la actualidad se denomina Marca empleadora (employer branding). En el momento de la entrevista, tendrá ya su propia opinión sobre la cultura y valores de la marca. El entrevistador debe entonces estar preparado para abordar cualquier dato negativo, dudoso o conflictivo que pueda exponer el candidato. Verificar las reseñas y comentarios sobre la organización en LinkedIn y Google, y hojear las publicaciones y artículos recientes sobre la empresa en redes sociales le ayudará a evaluar cómo es percibida por sus diferentes grupos de interés”

2. Anticiparse a las expectativas del profesional sobre la compañía…Y hacia nosotros

Es probable que los candidatos hagan preguntas sobre su posible desarrollo profesional. Su interés se suele enfocar en la cultura corporativa, y en las oportunidades de crecimiento y formación que le pueda ofrecer el puesto vacante. Los principales aspectos que más valoran los profesionales de las generaciones Y y Z son aquellos relacionados con el desarrollo e impacto de la posición. “¿Qué aportaría mi trabajo dentro de la organización? ¿Cuál sería mi reporte directo? ¿Cuáles serían mis posibilidades de promoción? ¿Con qué habilidades necesito contar para ejercer mi puesto con éxito? ¿Existen planes de formación regulares dentro de la empresa? Hoy en día, estas son las preguntas clave para las cuales el entrevistador tiene que estar preparado y debidamente informado”
Aunque puedan parecer intimidantes/intrusivas es probable que el entrevistador tenga que dar respuesta a preguntas dirigidas hacia su perfil profesional y su rol dentro de la compañía preguntas como “¿Cuál ha sido tu desarrollo profesional dentro de la organización? ¿Cuál fue tu anterior puesto y cómo llegaste a trabajar hasta aquí? ¿Dónde te ves en un futuro? suelen ser cada vez más habituales”.
Esta información puede ayudar al candidato a entender cuál fue la motivación inicial y cuál es la razón actual por la cual el entrevistador apuesta por desarrollar su carrera profesional en la compañía contratante.

Una entrevista exitosa nunca deberá ser unidireccional.

Cuando un candidato de estas nuevas generaciones acude a una entrevista de trabajo, espera que el entrevistador conozca su experiencia y bagaje profesional, y que se muestre comunicativo y receptivo con él. Precisamente, la realización de preguntas relacionadas con su currículo es una de las maneras que más alienta a los profesionales de estas nuevas generaciones a abrirse y a sentirse cómodo durante la entrevista. “El entrevistador debe mostrarse interesado por el candidato de manera sincera”, “No solo es importante preguntar sobre el “qué” del CV, sino también sobre el “cómo” y el “por qué”. Hay que dar una buena impresión, establecer una conexión con el profesional, y ofrecerle el tiempo necesario para que formule preguntas.
“El candidato tiene que sentir que existe un interés real y único sobre su perfil por parte de la empresa contratante. El entrevistador debe realizar preguntas reflexivas y perspicaces sobre las habilidades, fortalezas y los logros del candidato, así como sobre las lagunas que observe en su currículo. Sin olvidarse nunca de trasmitirle que el puesto vacante es una oportunidad para que crezca y se desarrolle profesionalmente”.

TE AYUDAMOS A IDENTIFICAR Y SELECCIONAR TALENTO PARA TU EMPRESA.
Redes Sociales
Instagram

Recommend
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • LinkedIN
Share
Tagged in
Leave a reply