Los estereotipos de género están presentes en muchos ámbitos, incluidos los roles asociados a hombres y mujeres en puestos de alta dirección, tal como concluye un estudio de la Fundación

Share